elon musk portada twitter

Twitter demanda a Elon Musk ¿Quién pierde con todo esto?

Continuando con la inesperada saga de la compra de Twitter por parte de Elon Musk, ahora nos encontramos en un momento crítico: Elon ha decidido cancelar por completo la compra, y en respuesta, Twitter ha decidido plantarle una demanda. Una improbable situación que, por lo visto, solo podrá tener una resolución con participación de los tribunales.

Elon Musk desiste

Este cambio de opinión sería consecuencia de lo ya señalado en el anterior artículo: un cálculo “no demostrado” sobre la presencia de bots en la plataforma. De menos del 5%, según los informes de Twitter. 

En aquel entonces, Elon habría solicitado el sustento tras tal afirmación, pero tal como explicaría luego, aquel sustento jamás llegó. Esto supondría para él una violación del trato, y en reacción a ello, la compra no pudo proceder.

Sin embargo, Twitter tiene una versión distinta de la historia. Para empezar, convocaron a distintos medios para explicar cómo realizaban el cálculo de sus informes, reafirmando que aquel -5% era información real. 

Por otro lado, la demanda incluye una propia teoría acerca de la decisión de Elon Musk para retirarse del acuerdo: El “remordimiento de comprador”. Es decir, según su postura, Elon solo estaría buscando excusas para cancelar la compra. Ni más ni menos.

Para sustentarlo, señalaban la actual caída del mercado tecnológico, consecuencia de la crisis inflacionaria estadounidense, una crisis que ha afectado también a «Tesla», compañía con la cual Elon financiaría parte del acuerdo.

Caída de acciones de Tesla hasta julio de 2022

Sin embargo, esa no sería la parte más llamativa de la demanda…

Cuidado con lo que publicas

Sorprendentemente, la demanda hace inclusión de una serie de tweets y memes publicados por el magnate, como una forma de ejemplificar la conducta “circense” de Elon Musk en torno a la compra. 

Una conducta que, señalan, habría influido muy negativamente en la imagen de Twitter, llegando a incluso, a tirar abajo su valor en la bolsa. Estas palabras, extraídas de la propia demanda, lo dejan bastante claro:

«Habiendo montado un espectáculo público para poner a Twitter en juego, y habiendo propuesto y luego firmado un acuerdo de fusión favorable al vendedor, Musk aparentemente cree que él […] es libre de cambiar de opinión, destrozar la empresa, interrumpir sus operaciones, destruir el valor de los acciones para los inversores y marcharse»

Respuesta con emoji despectivo de Elon Musk al CEO de Twitter

Como era de esperar, la reacción de Musk ha sido la misma de siempre: un tweet a través de Twitter (paradójicamente, la compañía que lo demanda).

Este tweet se conecta con un meme, anteriormente publicado, que señala la inevitable probabilidad de que Twitter termine disparándose a los pies al tener que demostrar el cálculo real de los bots en una corte. Claro, asumiendo que el cálculo es falso como él señala.

Más que dinero: la imagen

Tenemos dos escenarios genéricos posibles, dependiendo de quién gane o pierda, Pero  viéndolo de forma objetiva, los escenarios de derrota de Musk no son realmente tan negativos.

Es decir, la demanda lo obligaría en última instancia a concretar la compra, al final terminaría obteniendo Twitter para sí. De hecho, podría obtenerlo incluso a un precio menor, como señalan algunos medios. Una suerte de victoria, si no es que parte de una maquiavélica estrategia.

En otro escenario más positivo, Elon tendría que pagar la acordada suma de US$1.000 millones de penalización por abandonar el acuerdo. Algo que, considerando la riqueza de Elon, sería también una victoria.

Sin embargo, no podemos decir lo mismo del lado contrario. De perder, Twitter acabaría en una muy mala situación. Y es que no se trata ya de una mera cuestión transaccional, hablamos de que en este escenario quedaría explícito que “aquel asunto de los bots” sí era una cuestión importante. Hablamos de una crisis de imagen muy seria, de la que ya hemos tenido un vistazo, constatado en la demanda, con efectos importantes en el valor de la empresa.

Es increíble el impacto que pueden tener las conversaciones en las redes sociales para la reputación de una empresa, sobre todo, cuando estas críticas tienen como origen una figura tan influyente y polémica como Elon Musk. 

Definitivamente, una situación determinante para el futuro de Twitter.

¿Te gustó este artículo? Somos Agencia Masco, si quieres seguir al tanto de las noticias del mundo digital, síguenos en nuestras redes sociales. Somos una agencia de Publicidad en Perú que crea ideas que dejan huella.

 

#MasContenidos

¿Te gustó este artículo?

Facebook
Twitter
LinkedIn

Cuéntanos que te pareció

Deja un comentario

Somos una Agencia de Branding y
Publicidad especializada en crear y lanzar Marcas Poderosas.
Si quieres hacer despegar tu marca, escríbenos a hola@agenciamasco.com o llámanos al +51 943 220 082.

Artículos relacionados

#MasContenidos

¿Te gusta nuestro contenido?

Subscríbete para recibir nuestras novedades

Síguenos

Tendencias

Anterior
Siguiente

#MasContenidos

Bienvenidos a #MasContenidos, un blog de marketing digital donde encontrarás todas las herramientas para estar al tanto de las últimas tendencias, aprender sobre marketing, publicidad, tecnología, conocer los procesos reales con nuestros clientes ¡y mucho más!

¿Te gusta nuestro contenido?

Subscríbete para recibir nuestras novedades